Foto: Wikipedia

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha anunciado hoy que se ha sancionado a la operadora telefónica Orange con 120.000 euros, por impedir a 525 usuarios de telefonía fija cambiarse de compañía sin justificación.

Estos casos fueron ocurrieron entre el 4 de enero de 2013 y el 9 de diciembre de 2014 y, según la CNMC, en ellos se negó el derecho a la portabilidad de los clientes, que deben poder cambiar de operador manteniendo el mismo número de teléfono.

Sin embargo, según la investigación realizada por la entidad, Orange rechazó 1 de cada 5 de estas operaciones en 2013 y al año siguiente se convirtió en la operadora que denegó un mayor número de portabilidades: casi el 16%.

La causa alegada por la empresa en algunos de estos casos fue la de “Línea inactiva”, que se utiliza en aquellas solicitudes de cambio de clientes que ya se habrían dado de baja previamente.

Contra esta resolución Orange no puede interponer ningún recurso por la vía administrativa, por lo que de querer recurrir deberá hacerlo mediante un recurso contencioso- administrativo en la Audiencia Nacional antes de los próximos dos meses.

Esta no es ni la primera ni la más cuantiosa sanción que la telefónica recibe de esta Comisión, pues en 2012 ya se impuso una de 30 millones de euros. En dicha ocasión, fue por sus precios mayoristas por los servicios de SMS y MMWS. 

Comentarios

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here