Foto: Wikipedia

Un nuevo estudio revela que hace 477 millones de años, una gigantesca erupción volcánica arrasó el norte de la actual Península Ibérica, que en esa época se ubicaba en la costa de un continente llamado Gondwana, cerca del Polo Sur.

Para sacar esta conclusión, los científicos han datado una capa de cenizas volcánicas preservada en varios puntos de la cordillera cantábrica, cuyos resultados demuestran que las rocas son coetáneas.

“Hasta ahora sabíamos que había rocas de este tipo en Asturias, León y Cantabria, pero no se consideraban una misma capa. Ahora hemos demostrado que tienen la misma edad, así que pertenecen a una misma erupción”, explica Gabriel Gutiérrez Alonso, investigador de la Universidad de Salamanca.

Gutiérrez es además el autor principal del estudio, que acaba de ser publicado en la revista Tectonophysics y considera que la cubierta de cenizas abarcó al menos unos 15.000 Km2 y pudo emitir más de 80.000 millones de toneladas de rocas a la atmósfera, por lo que sería una erupción de tipo “colosal” de grado 6 o superior.

La clave de esta investigación es la datación geocronológica, mediante isótopos radiactivos de circón, un mineral que ha permitido determinar una antigüedad de 477 millones de años (con un margen de error menor al 0,25%). Las pruebas se realizaron en los laboratorios de la Universidad de Oslo, en Noruega.

Actualmente, esta capa de cenizas en la cordillera cantábrica alcanza en algunos puntos hasta un espesor de un metro y se explota para obtener el caolín, otro mineral que se utiliza para obtener productos cerámicos.

erupcion-477-millones-peninsula-iberica-compressed

Otros supervolcanes conocidos

Yellowstone, en Estados Unidos, es el que tiene más probabilidades de protagonizar la siguiente erupción supervolcánica, según los expertos. Esta caldera ha entrado en actividad tres veces en los últimos dos millones de años. La última, fue hace unos 640.000 años.

Las erupciones de magnitud “cataclísmica” se producen cada 10.000 – 100.000 años y duran algunas semanas o meses. El último supervolcán conocido es el de Toba, en Sumatra (Indonesia), el cual erupcionó hace 74.000 años con importantes efectos climáticos para la Tierra.

Y en Europa los ejemplos más parecidos al supervolcán del norte de España, habría que buscarlos en Escandinavia, 14 millones de años después. Estos cataclismos no habrían supuesto grandes extinciones globales pues, según los geólogos, en el caso de la península aún no había aún vida en los continentes, solo en océanos.

———–

Fuente: DiCYT/ Referencia bibliográfica: Gutiérrez-Alonso, G., Gutiérrez-Marco, J.C., Fernández-Suárez, J., Bernárdez, E., Corfu, F. “Was there a super-eruption on the Gondwanan coast 477 My ago?” Tectonophysics 2016. 

Comentarios

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here