Después de que el pasado 22 de mayo la Tierra se colocara entre Marte y el Sol de forma alineada, está previsto que el máximo acercamiento entre ambos planetas se produzca este lunes 30 de mayo.

El fenómeno de la oposición de Marte se da cada dos años y se produce porque este planeta orbita el Sol a una mayor distancia que la Tierra, tardando casi el doble en completar una vuelta. Estas circunstancias hacen que periódicamente los dos planetas se crucen, coincidiendo así su máximo acercamiento.

Debido a que las orbitas no son circulares, las oposiciones varían. La última más destacable fue hace 13 años, en 2003, cuando la distancia con el planeta rojo fue de tan solo 56 millones de kilómetros. En 2012, en cambio, fue de 101 millones.

Este 2016 ambos planetas estarán separados por una distancia de unos 75 millones de kilómetros y, en consecuencia, Marte se ve estos días en el cielo mucho más brillante de lo que es habitual, pudiendo apreciar mucho mejor sus detalles con ayuda de un telescopio.

La próxima oposición, explican los expertos, se producirá en julio de 2018 y será muy similar a la de 2003. Estos momentos son especialmente propicios para el lanzamiento de sondas espaciales hacia el planeta rojo, según el presidente de la Asociación Universitaria Supernova, Jorge Hernández Bernal. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here