En una nota de prensa, el Complejo Astronómico de La Hita, en Toledo, informó de que el pasado 28 de agosto, hacia las 22:15 hora española, los sistemas de detección de la Universidad de Huelva registraron cómo un asteroide impactó contra la atmósfera produciendo una espectacular bola de fuego.

Este fenómeno se produjo debido al violento choque, pues la roca espacial viajaba a una velocidad de unos 74 mil kilómetros por hora. Este espectáculo celeste pudo verse en varias zonas del sur, centro y este de España y, según los primeros análisis, el impacto se habría producido sobre la vertical de la localidad de Senés, en Almería, a una altura de 97 kilómetros.

Así lo ha dado a conocer el catedrático José María Madiedo, quien indica que desde ese punto, el bólido se dirigió hacia el noroeste, sobrevolando toda la provincia de Granada hasta desaparecer cerca del embalse de Negratín, a una altura de 51 kilómetros. Lo sucedido también quedó documentado por los observatorios de Calar Alto (Almería), La Sagra (Granada) y Sierra Nevada.

Estos, han logrado datos que podrían ayudar a determinar la composición química de este artefacto, lo que a nivel científico podría ser de mucha utilidad para conocer cómo está conformado el asteroirde del que procede.

Compartir
Periodista trotamundos. Dejé Vinaròs para formarme en Tarragona, trabajé en Londres, me curtí como periodista en Centroamérica y ahora vine de regreso a casa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here