Foto: Wikipedia

Terroristas del Estado Islámico (EI o ISIS) han realizado varios ataques suicidas esta mañana de domingo, haciendo estallar coches bomba y chalecos explosivos en la entrada de la ex base militar estadounidense “Camp Speicher”.

Esta se encuentra en Irak, cerca de Tikrit. Preliminarmente se habla de 15 agentes de seguridad fallecidos y más de 20 heridos. El grupo yihadista ha confirmado la autoría de este hecho, afirmando que su objetivo eran los musulmanes chiitas.

Tres atentados en menos de 24 horas India

Por otro lado, en una base de la Fuerza Aérea en Pathankot, India, se ha producido recientemente un nuevo atentado, según reportan medios internacionales. Se trata del tercero contra estas instalaciones en menos de 24 horas.

Aunque aún no hay datos oficiales, se sabe que varios guardias de seguridad podrían haber fallecido en la cadena de ataques que inició el viernes, tras un intenso tiroteo y el lanzamiento de artefactos explosivos.

También habrían fallecido durante el enfrentamiento cuatro terroristas y un civil. Expertos creen que con ello se está buscando dinamitar la mejora de las relaciones con Pakistán, país fronterizo que ya ha condenado lo ocurrido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here