Foto: YouTube

El pleno de la Diputación de Castellón ha aprobado por unanimidad una moción conjunta del Partido Popular, Compromís y Ciudadanos, para que se instalen desfibriladores en todos y cada uno de los municipios de la provincia, que de este modo se convierte en la primera de toda España en llevar a cabo esta medida.

Además del equipo, esta acción viene acompañada de cursos de formación, todo ello con el objetivo de evitar las muertes súbitas permitiendo reaccionar con mayor rapidez en una emergencia, especialmente si se produce en los municipios más aislados del interior.

El presidente de la Diputación, Javier Moliner, ha explicado que “que esta solución se está demostrando tremendamente eficaz frente a las incidencias cardíacas que no tienen tiempo de espera y en las que la proximidad y la capacidad de responder en el corto plazo salva muchas vidas”.

Por otro lado, el Pleno también aprobó otra iniciativa para permitir el servicio móvil de salud en los pueblos pequeños. Se trata del programa “Salut al Poble” y plantea el uso de controles médicos en pueblos del interior mediante un vehículo equipado especialmente para ello. Este servicio, sin embargo, no cuenta con el apoyo de la Generalitat Valencia, por lo que el gobierno provincial ha solicitado que se le ceda tal competencia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here