Foto: Ajuntament de Morella

Después de cinco semanas de trabajos para reparar el Pont de la Bota de Morella, la carretera N-232 volverá a abrirse al tránsito vehicular este fin de semana.

Las actuaciones realizadas se han centrado en reparar el tramo afectado por un accidente de camión que hace un año rompió una parte del puente, dañando su estructura.

Para poder llevar a cabo la obra, la N-232 tuvo que ser cerrada temporalmente, afectando el tránsito entre la comarca de els Ports con Vinaròs y Castellón. 

Dicha situación incrementó el viaje hasta Morella, produciendo un tránsito muy intenso en la ruta de la CV-12 Morella – Ares.

Este jueves, el delegado de gobierno Juan Carlos Moragues y el Subdelegado del Gobierno en Castellón, David Barelles, llegaron hasta el lugar para conocer de primera mano los trabajos realizados.

El alcalde de Morella, Rhamsés Ripollés, también estuvo presente y aprovechó la visita para pedir que se agilicen los trámites para la adjudicación y ejecución del nuevo tramo Barranc de la Bota- La Torreta, en el Port de Querol.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here