Foto: Ajuntament de Benicarló

La Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible Integrado (DUSI) que Vinaròs y Benicarló deben presentar para poder optar a las ayudas económicas de los fondos europeos Feder, fue presentada ayer en esta última localidad.

A través de ella se identifican 16 retos importantes para la ciudadanía, que ha enviado sus planteamientos por vía electrónica, tal y com explicaron los alcaldes de ambas ciudades, Enric Pla y Xaro Miralles.

Estos retos se distribuyen en cinco áreas de actuación, de la siguiente manera:

  • Retos climáticos: prevención del riesgo de inundaciones como forma de adaptación al cambio climático.
  • Retos ambientales: reducir el consumo energético y los niveles de contaminación acústica, además de mejorar la calidad del aire y proteger el patrimonio natural.
  • Retos demográficos: adaptarse a las necesidades de los mayores y de las personas con problemas de movilidad reducida. Al mismo tiempo crear oportunidades para el desarrollo de los jóvenes.
  • Retos sociales: promover la cohesión social y ofrecer respuestas a los grupos más vulnerables. Facilitar el acceso a las nuevas tecnologías.
  • Retos económicos: convertir el territorio en una zona atractiva para evitar que el talento emigre y crear trabajo de calidad que favorezca la cohesión social.

“Hemos realizado un esfuerzo intenso para preparar toda esta estrategia y ahora debemos esperar que Europa conceda la subvención, porque sería una gran oportunidad para diseñar y crear un nuevo futuro para nuestros municipios”, indicó Miralles.

Por su parte, Pla explicó que “los problemas de Vinaròs y Benicarló son comunes y los tenemos que enfrentar de forma conjunta. Esta es una buena ocasión para reflexionar sobre nuevos objetivos”.

Será en abril cuando se sepa si se han otorgado estas subvenciones, que podrán ser de hasta 15 millones de euros. Estos, se sumarían a otros 15 más que deberían aportar los ayuntamientos, para alcanzar un total de 30 millones.

Este monto se debería invertir en aspectos relacionados con la eficiencia energética, las ciudades inteligentes, la protección del medio ambiente, la regeneración económica y social y el cuidado del patrimonio cultural, entre otros.

Y es que juntas, estas dos localidades concentran un núcleo de población de casi 60.000 personas con problemas compartidos como el paro y el cambio climático, situación que los impulsores de esta estrategia esperan que sea tenida en cuenta por la comisión que evalúe la propuesta.

 

Para realizarla, se han organizado tres mesas de trabajo con más de 70 personas y se han recibido 118 planteamientos ciudadanos, los cuales se han incorporado a la estrategia definitiva. En caso de que esta no fuera aceptada en primera convocatoria, podría volver a tener una segunda oportunidad a finales de 2016.

1 Comentario

  1. Me encanta lo general del planteamiento, pero ¿cuales son los programas o medidas concretas para estos planteamientos generalistas?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here