Foto: Wikipedia

Benicarló y Vinaròs, junto a otros municipios de la Comunidad Valenciana como Almenara, Benicàssim o la Vall d´Uixó, ofrecieron ayudas y albergues para los refugiados de guerra, después de que esta semana la sociedad se indignara al conocer la trágica historia de Aylan, un niño de dos años fallecido en la costa turca cuando huía con su familia del infierno en Siria.

Municipios, organizaciones no gubernamentales y ciudadanos a nivel particular han reaccionado a esta crisis migratoria, a la que hasta ahora no se le había puesto tanta atención en España pero que, según diferentes medios a nivel internacional, es la mayor que se vive en el continente desde la Segunda Guerra Mundial.

La foto del cadáver del pequeño movilizó a los valencianos, que vía telefónica y por correo ofrecieron espontáneamente a sus administraciones locales desde habitaciones, ropa y comida a dinero, mientras que se está preparando un registro común que unifique todas estas ofertas de ayuda dentro de una red de ciudades acogedoras, enfocada a ayudar a los desplazados de Siria, Eritrea y Afganistán.

Para hacerse una idea de lo que supone, en una semana se cifra en más de 23.000, el número de inmigrantes que atravesaron el mar Mediterráneo. Y en lo que va de año, se calcula que han sido unos 350.000. La mayoría de ellos llega a Turquía y a Grecia, desde donde, si sobreviven, muchos siguen su camino hacia Hungría, Austria y se dirigen finalmente a Alemania, Francia o el Reino Unido.

Desde el Consell de la Comunitat ya se ha confirmado que cuentan con 300 plazas en diferentes establecimientos de la zona, para atender la llegada masiva de víctimas de estos conflictos armados y se destinarán más de 620 mil euros para atender esta situación de emergencia humanitaria. Incluso el obispo de Segorbe-Castellón ha pedido a los sacerdotes que pongan a disposición viviendas y ofrezcan donativos para los necesitados, que se canalizarán a través de Cáritas y la diócesis.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here