La empresa que gestiona Corralet, Serproanimal S.L., ha anunciado este martes mediante un comunicado que está estudiando qué acciones legales tomar contra las acusaciones de un presunto delito de maltrato animal que el pasado 3 de agosto hizo la Organización El Refugio.

A través de un vídeo difundido en las redes sociales, la protectora mostraba a una perrita con leishmaniosis y erhlichiosis procedente de Gandía, Esperanza. Dos personas vinculadas a la asociación “Patitas – casas de acogida” de Gandía, aseguraban en la grabación que el animal empeoró durante su estancia en Corralet.

Sin embargo, desde este lugar indican que la triste situación de la perrita se utilizó “para acometer un ataque infundado contra el centro de acogida de animales Corralet”. Además, añaden que precisamente contra una de esas personas “se iniciaron a primeros de julio acciones judiciales por calumnias”.

Los responsables de Corralet en Vinaròs consideran, por tanto, que El Refugio pretende generar alarma social, “haciendo un uso perverso de la defensa de los animales”. Todo ello tendría relación, consideran, con el hecho de que el pasado mes de enero Serproanimal S.L. logró la concesión del servicio de recogida y mantenimiento de animales abandonados o perdidos en Gandía. “A partir de entonces comienza una campaña de desprestigio hacia Corralet” por personas vinculasas a la asociación protectora que prestaba anteriormente el servicio en dicho ayuntamiento.

Por otro lado, Corralet indica que desde el Ayuntamiento de Gandía no ha habido ninguna reclamación desde que se lleva a cabo este servicio y que el centro es inspeccionado periódicamente por técnicos autonómicos. La última revisión se habría realizado a finales de julio y el acta de inspección que da la Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural de la Comunitat Valenciana fue favorable, al no encontrarse ninguna irregularidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here