El alcalde de Vinaròs, Guillem Alsina, ha anunciado el inicio del derribo de las antiguas casetas de pescadores de la Plaza Primero de Mayo de Vinaròs, una medida aplaudida por unos y criticada por otros, quienes consideran que estas construcciones forman parte de la historia local.

Lo que se busca con esta actuación, para la que hay destinado un presupuesto de 60.000 euros dentro del Plan de Movilidad, es comunicar el paseo marítimo con de de la Costa Sur, además de eliminar «un punto de suciedad, donde se han producido incendios en los últimos meses», indican las autoridades municipales.

«El objetivo es abrir el espacio en el Puerto y hacerlo más accesible a los vecinos, donde sobre todo se dará preferencia a los peatones y además se creará una zona infantil con juegos tradicionales», indica el consistorio en un comunicado.

El concejal de Urbanismo, José Chaler, ha explicado que solo se derribarán las casetas más cercanas a la plaza, mientras que las que hay en la parte del Puerto se mantendrán intactas.

Estas casetas, de unos 3 x 3 m, se construyeron para que los pescadores pudieran guardar sus materiales de pesca, si bien en los últimos años se encontraban en un estado de semiabandono.

Casetas del Puerto en Vinaròs

Puertos se ha hecho cargo de la limpieza de las casetas, mientras que el Ayuntamiento asume los gastos de derribo con una inversión de 29.000 €. Una vez finalicen estas obras, la Brigada Municipal asfaltará de nuevo el espacio, además de colocar pilotes para separar la zona peatonal del parking de vehículos, con la instalación de mobiliario urbano y la señalización de un espacio con juegos tradicionales.

Junto con la Dirección General de Puertos de la Generalitat, el Ayuntamiento trabaja en remodelar el área, donde está previsto que la antigua Cooperativa de los Pescadores se convierta en un Centro de Interpretación Turístico financiado con los fondos EDUSI.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here